La VISIÓN es mucho más que ser capaz de distinguir pequeños objetos a distancia, la VISIÓN es nuestra fuente privilegiada de información.

 

OPTOTIPO TRADICIONAL

OPTOTIPO TRADICIONAL

De todo lo que aprendemos, sabemos, comprendemos,… cuatro elementos de cada cinco nos son facilitados por la visión.

La eficacia de la visión es garantía de buen equilibrio, de éxito en la educación y calidad de vida, además el mundo moderno pide cada vez más a nuestra visión.  Entonces, ¿cómo se adquieren las capacidades visuales? ¿cuáles son los peligros que las amenazan? ¿cómo evitarlos? ¿cómo favorecer la expansión visual?

PRIMEROS MESES

Durante las primeras semanas el bebé está la mayor parte del tiempo en posición asimétrica (una parte del cuerpo en flexión y la otra estirada y sólo un ojo está activo cada vez.  Los dos lados del cuerpo parecen “ignorarse”. A partir de los tres primeros meses comienza y avanza cada vez más la coordinación ojo-mano y los movimientos coordinados.

PRIMERAS EXPLORACIONES

El niño comienza a distinguir objetos de su interés y comienza a querer alcanzarlos, “no con todo el éxito que desea” repta, gatea o gira sobre si mismo hasta conseguir su objetivo y comprende que tiene que coordinar sus movimientos corporales con sus movimientos oculares para fijarse en lo que le interesa con exactitud y con menor esfuerzo.

ORIENTACIÓN Y REPRESENTACIÓN EN EL ESPACIO

La orientación en el niño viene dada por referencias corporales y adquiridas, por ejemplo, para él es sencillo aprender ARRIBA-ABAJO, ya que la cabeza está arriba y los pies abajo,  también aprende rápido DELANTE-ATRAS, ya que por la posición frontal de los ojos, nariz y boca tiende a desplazarse en horizontal y hacía adelante.  El problema viene entre DERECHA e IZQUIERDA, aquí no hay referencias corporales y éstas tienen que ver con la reorganización neurológica, para que esto se desarrolle con éxito es necesario no contrariar la tendencia natural y estimular adecuadamente al niño con diferentes relaciones entre DERECHA e IZQUIERDA ya que este tema es fundamental para una buena lecto-escritura en un futuro.

EN EL COLEGIO

Al término del desarrollo visual normal, el niño de 6-7 años es capaz de

  • Tener buena visión de lejos y cerca sin fatiga
  • Distinguir todos los colores
  • Observar objetos en movimiento utilizando sólo los ojos
  • Cambiar la visión de LEJOS-CERCA con facilidad
  • Es sensible a cambios de contraste
  • Calcular las distancias y una buena visión espacial

Si alguna de estas capacidades no está totalmente desarrollada, bien por la fortaleza del sistema visual, bien por una graduación sin corregir, bien por dificultades espaciales (DERECHA-IZQUIERDA) es el momento idóneo para una REVISIÓN OPTOMÉTRICA COMPLETA para que el especialista ayude a nuestro hijo a tener un desarrollo visual óptimo y en su caso acometa la corrección visual y los ejercicios necesarios